martes, 27 de abril de 2010

Hongos asesinos

El virus de la gripe no es el único microbio que nos da sustos de vez en cuando. En Oregón han detectado un hongo microscópico de una agresividad inusual, llamado Cryptococcus gattii. Se transmite por el aire y ya se ha cobrado seis víctimas. Otros criptococos parecidos habían dado brotes similares, aunque ninguno tan virulento. Parece que algún cambio genético inesperado ha transformado este hongo en una máquina de matar. Los científicos están intentando descifrar las causas.

De todas maneras, no hay que asustarse (a menos que vivamos en Oregón). Las infecciones por criptococos son raras y no hay mucho peligro de que se conviertan en una pandemia global o siquiera una epidemia.

1 comentario:

moontseta dijo...

Quina sort viure tan lluuunny!!! ^_^